La opacidad de ‘El Corte Inglés’

Está visto que los anunciantes pueden hacer lo que les venga en gana en los medios de comunicación. La tiranía de los publicistas está más vigente que nunca en los tiempos que corren. El pescado está vendido. Si se retira el dinero que inyectan las empresas y demás entidades, la prensa carecería de soportes suficientes como para mantener encendida la maquinaria para seguir realizando su importante labor social.

Pero hay veces que me asaltan las dudas. Si una firma comercial es cliente de un determinado periódico, ¿es posible criticar sus actuaciones si se diera el caso? El ejemplo paradigmático es ‘El Corte Inglés’, empresa que deja una gran suma de dinero en publicidad. En el caso que cometiera una infracción o algún tipo de irregularidad que atente contra la salud pública, ¿alguien se atrevería a publicar una información que le pondría en un aprieto?

Esta es la tesis de la que parte Pau en un interesante artículo titulado ‘¿Puede Internet acabar con la supuesta opacidad de El Corte Inglés?. La razón de la falta de crítica es muy sencilla:

“No consiguen difundir informaciones relativas a juicios por la política laboral de la empresa debido al miedo de los grandes medios a perderlo como anunciante”.

Sin embargo, las nuevas tecnologías están posibilitando que se pongan de relieve ciertos temas trascendentales pero ocultados bajo el manto de una autocrítica mediática.

“UGT Cataluña ha decidido aprovechar las nuevas tecnologías para dar a conocer a la ciudadanía que “desde hace varios meses, El Corte Inglés ha sido sancionado por varios motivos: persecución sindical, incumplir el convenio colectivo, incumplimiento de los descansos, uso indebido de locales, etc…”

 

About these ads

2 thoughts on “La opacidad de ‘El Corte Inglés’

  1. Fernando T. dice:

    Hola :)

    Independientemente del asunto concreto de ECI, ya te digo yo que NO. Ningún medio de comunicación “tradicional” es independiente. De hecho, todos tienen detrás importantes corporaciones que no solo apoyan a la publicación sino que en muchas ocasiones incluso adelantan recursos para la creación de secciones enteras.

    Por supuesto, no habrá censura directa de contenidos, al menos nada a la vista, pero si mucha autocensura, o indicaciones u orientaciones.

    Además es muy fácil de comprobar. Solo tienes que estar enterado de los grupos inversores de cada medio y estar atento en los momentos en que hay noticias negativas de alguna de estas empresas y ver el tratamiento tan distinto que hacen unos medios u otros dependiendo de si les “subvencionan” o no.

    Y las nuevas tecnologías no son ni la panacea ni el mal de nada. Simplemente, los medios tradicionales, al trasladar sus políticas a la red, siguen actuando igual que lo hacen en otro tipo de medios. Nada cambia, solo el entorno donde realizan su negocio.

    Gracias por tu post, curiosamente tengo preparado algo similar, bueno, relacionado, para el día 25 en mi blog ( http://www.ciberprensa.com ) que espero te guste.

  2. [...] nunca se publiquen informaciones negativas sobre ellas? Parece que la cuestión preocupa a más de uno en la profesión, así como también resulta que las nuevas tecnologías pueden hacer peligrar el [...]

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: