Los ripios de San Google

Hace años nació el puenting, hace otros tantos se extendió el zapping y hace relativamente poco tiempo apareció, desgraciadamente, el mobbing. Curiosos términos que acuñados gracias a la utilización de la raíz anglosajona -ing. Ahora ha llegado el googling, el nuevo deporte nacional de los norteamericanos que consiste en espiar la vida privada de los ciudadanos de a pie. En este espacio ya hemos comentado en alguna que otra ocasión las diversas modas, peligrosas modas, que van apareciendo gracias a las nuevas tecnologías, y como tales reflejan un comportamiento abusivo por parte de quienes lo practican.

Por esta razón, los que quieran conocer el pasado y presente de algunas personas o sus gustos y aficiones pueden hacerlo casi con total seguridad si nos encomendamos a la sabiduría de San Google. Lo que él no sepa… Los datos privados circulan con total normalidad por la Red de Redes, como consecuencia de la inmensidad de Inernet. El caso es que cada vez más incluso los anuncios de televisión invitan a los espectadores a “googlear” para averiguar más sobre los productos que promocionan. “Entren en nuestra página y consulte las bases del nuevo concurso”. Y ni concurso ni leches. Esa estrategia sirve para “espiar” a susceptibles nuevos compradores. O ¿para qué creen que sirve registrarse en algunas páginas gratuitas? ¿O es que ya no recuerdan las preguntas que tuvieron que rellenar para comenzar a utilizar su propio correo electrónico? Desde sus gustos, aficiones para que, posteriormente, reciban publicidad.

Internet, por su naturaleza, se hace casi imposible “meterle mano” a la regularización de sus contenidos. Lo que originalmente era un campo limitado a las personas famosas y las grandes estrellas del celuloide se ha convertido en la pesadilla de miles de personas anónimas, que ven cómo su vida privada pasa de un ordenador a otro con la rapidez de un clic. Aunque aquí en España tenemos algo a favor. La ley limita el uso de la informática para garantizar el honor y la intimidad personal y familiar de los ciudadanos y el pleno ejercicio de sus derechos.

La mayor parte de la gente no sabe que sus datos privados aparecen en Internet. Pero el mayor problema que se plantea es discernir si los datos que apareen en nuestro ordenador son ciertos y verdaderos. Google, el mayor buscador del planeta (o el mas utilizados por los usuarios, según se mire), contiene infinitas entradas de información, por lo que está en nuestras mentes el pensar que lo que no aparece en él, no existe.

José M. Sánchez “Daze”
Anuncios

5 pensamientos en “Los ripios de San Google

  1. Aniuxa dice:

    Ya me dio miedo… Una vez mi papá me buscó en google… ya luego traté de borrar mi nombre de todas mis web. Pero hasta ahi. Pero acá, con el nombre de alguien podés buscar su DUI, y eso si me parece peligroso…

  2. lujuria dice:

    Bueno, ahí está el google que es como el ojo de sauron que lo ve todo.

    Pero hay algo que es peor y lleva funcionando unos “añitos”. Es el proxy transparente que usaba(dicen que cada dia que pasa menos usuarios lo usan) telefónica en su conexión a internet. Eso registra tu ip, donde te metes, que descargas y un largo etc…

    Y si nos ponemos en plan conspiratorio (jeje) la mayoria de los servidores de correo, web, etc… están en EEUU(eso tengo entendido, si me equivoco que me corrigan) y por ahi pasan nuestras Ip’s quien es nuestro servidor DNS…etc etc etc.

    Lo mejor cuando se da uno de alta en alguna web, correo, etc es poner datos falsos. Pones tu nombre, pero pones que eres de otra ciudad…..etc, etc, etc.

    Buen Artículo, hay gente que es ajeno a esto.

    Si quereis estar un poco más protegidos. Usar Firefox y actualizarlo de vez en cuando.

    Para estar al día de la seguridad de la red, pasaros por http://www.alertaantivirus.es/

    Y si os gusta el espionaje, misterios, psicofonias, etc.

    http://www.rosavientos.tk

  3. Gavilan dice:

    Para eso pone google su barra, para controlar no sólo nuestros datos, si no también nuestros gustos, aficiones, visitas, horarios…. es el acorralamiento informático.

  4. Solo en la Oscuridad dice:

    Vaya cada dia se pierde las la intimidad y la forma de accesar a nuestra informacion esta a la mano de terceros, triste realidad, la he vivido en lo personal y te hace sentir mal. Nadie esta libre de ello.

    Gracias por tus palabras y por tu visita.

    Saludos

  5. Elisabeta dice:

    Confieso que he “googleado” buscando datos de un viejo amor que vivía en la otra punta de España, y bueno,de él no salió ningun dato pero si de un hermano…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: