Gallardón se sale…

Gallardón se sale de la tradicional y conservadurista política marcada por la cúpula del Partido Popular. O eso creen algunos, porque el alcalde Madrid es uno de esos dirigentes que suele tener tantos detractores como seguidores. Incluso dentro de su propio partido. Pese a estar bien valorado, sus compañeros tienen ciertos recelos porque parece que es la oveja que se convirtió en negra. Los votantes más moderados están satisfechos con que este hombre esté en sus filas pues aporta el equilibrio necesario para evitar que se incrementen las cotas de crispación que vivimos actualmente.


Gallardón se sale, una vez más, con la suya. Se ha defendido de que, simplemente, está aplicando la ley. Efectivamente, según recoge la normativa vigente, en España se pueden casar los homosexuales. Pero eso no parece haberle sentado demasiado bien al PP, pues desde el primer momento hizo bandera de la oposición a esta ley. Y bastante revuelo generó. Sin embargo, un partido, definido como “centro-reformista”, debe adecuarse a los nuevos tiempos. Además, aunque sólo sea por obtener réditos electorales deberían fijarse que la sociedad está compuesta por diversos colores que, entre todos, pueden convertirse en una misma tonalidad y favorecer así el cambio que queremos algunos: un consenso.

Gallardón se sale porque no se ha amilanado ante alguno de sus compañeros de partido que le han criticado duramente al tacharle de “desleal”, al irse por la tangente tras no acatar las decisiones de las altas esferas. Eso es, al menos, lo que ha querido transmitir el diputado del PP, Jorge Fernández que no está demasiado de acuerdo con que el alcalde oficie una boda entre dos personas del mismo sexo, algo que realmente es digno de alabar porque eso demuestra el momento de transición que vive nuestro país al tratar de promover modernas reformas que mejoran los planteamientos democráticos. De hecho, creo que es un paso más, un avance que España puede ejercer esta libertad, coartada por una contraria tesitura cada vez mayor por parte de la Iglesia.

José M. Sánchez “Daze”

Un pensamiento en “Gallardón se sale…

  1. Júcaro dice:

    Lo que me pregunto es el por qué de tanto revuelo. Hace unos meses, creo que fue por abril, el PP gallego tuvo su boda gay; unos de los miembros de aquel matrimonio era, sigue siéndolo, concejal de Cultura en el Ayuntamiento de Orense por el PP. A la boda asistió el Presidente del Partido Popular de Galicia y es cierto que aquel enlace tuvo cierta repercusión mediática, aunque nunca en los términos y proporciones de la boda de Gallardón.

    Puede que tanto ruido se deba al “incomodo” oficiante o a que, como la curia episcopal, ahora sí, se pronunció en términos muy beligerantes, el aparato del PP, se ha visto obligado a hacer seguidismo.

    Al final, esta boda, como escribes, es una paso más, un avance para ejercer la libertad en España, y el PP tendrá que asumir la legalidad y cuando el PP vuelva al poder (ojalá tarde tiempo) no tendrá agallas suficientes para derogarla como no derogaron otras leyes (la del divorcio, por ejemplo) cuando tuvieron ocasión para ello.

    Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: