‘Complicado’ curso político el que comienza

El curso político se presenta muy angustioso y complicado. En la agenda hay muchos temas de interés, algunos de ellos que se quedaron en el tintero pero que habrá que retomarlos para plantear nuevas soluciones. A decir verdad, el problema más importante que se avecina es la paz en el País Vasco. A Zapatero se le agotan las ideas y, sobre todo, las horas. Quiere avanzar en el proceso de paz lo antes posible porque se aproximan momentos muy duros, aunque eso ya lo advirtió. Pero cabe recordar también que precisó que no se pagaría un precio político, algo que parece quedar en aguas de borrajas porque las exigencias de la banda terrorista ETA siguen siendo las mismas de siempre, y parece que no ceden un ápice en sus planteamientos. Tampoco está cumpliendo la promesa de optar por la “discreción”, pues la entrevista concedida a un diario alemán ha levantado ampollas sobre el futuro del proceso, porque ya se han vuelvo a pensar en las dudas y los fracasos. Y es que si el presidente y el máximo responsable de encauzar este expectante momento no quiere defraudar a ETA, ya todo está dicho.

Parece que los terroristas están presionando al gobierno para conseguir sus reivindicaciones: los presos y la autodeterminación. Por eso, no es casual que los energúmenos pistoleros a los que se le están juzgando en los últimos meses hayan optado por la violencia y las malas formas. “Te pegaré siete tiros”, ha sido la última perla que le han dedicado al juez. Se ha repetido el terror siempre recordado. El etarra Javier Bilbao ha insistido en que continuará en la lucha armada hasta que muera o le maten. Pero es que también el PP sigue obcecado en sus desgastadores tesis y continúa sin encontrar su camino para deslegitimar el proceso. Así, lo único que se les ha ocurrido ha sido decir que ésta es la “verdadera cara” de los terroristas. Pues vaya novedad. Con esta forma de hacer política andamos listos.

El problema es que eso sí parece que es el fiel reflejo de lo que sienten sus compañeros. Esos comportamientos impropios deberían ser reprimidos. Esos grotescos espectáculos se han venido repitiendo, aunque la Fiscalía ya ha pedido que sean atajados, pero la decisión final de expulsarle de la sala recae sobre el propio magistrado. Así que con un gobierno que tilda de “psicopatía” estas reacciones violentas, nada más se puede esperar. Da la sensación que el proceso está estancado, aunque esas declaraciones al diario alemán ‘Die Zeit’, en el que el presidente sitúa a finales de septiembre el inicio de los contactos con ETA, parece alentar a la esperanza. Pero el caso es que los contactos con los terroristas ya han comenzado. Eso nadie lo duda ya. Es un momento “trascendente”, en eso sí ha acertado el presidente.

Y encima la Audiencia Nacional tampoco vislumbra indicios de pertenencia a ETA de las últimas manifestaciones convocadas por Batasuna. Pues si no hay “indicios”, que alguien nos diga qué es entonces, porque los últimos altercados en instituciones públicas ha vuelto a levantar el temor de un nuevo avance de la kale borroka. Pero ya el Gobierno se ha adelantado y ha asegurado que no tiene constancia de que se haya reorganizado.

Otro problema que va a traer cola es el envío de tropas al Líbano. El gobierno ha tenido el apoyo del partido de la oposición pero eso no representa un cheque en blanco. Pese a que lo camuflen como una misión de paz, que nadie pretenda engañar a los ciudadanos diciendo que se trata de una misión de guerra, a la que acuden mas de mil militares a luchar, porque lo cierto es que no se sabe lo que se van a encontrar. Están en zona de guerra y eso entraña un peligro constante.

Pero con una oposición “tranquila” y sin deseos de tender la mano en la búsqueda de consensos en los temas de estado no se puede progresar ni seguir hacia delante. Por esta razón, habrá que estar muy atentos a las elecciones municipales y regionales porque, de nuevo, Madrid y Cataluña volverán a centrar todas las miradas. los resultados que se obtengan nos darán una ligera pista de lo que puede acontecer dentro de dos años en las comicios nacionales. De momento, ya hay algunos que dan al PSOE una ligera ventaja, pero estas cifras son muy relativas. Hay que cogerlas con pinzas. De hecho, en la capital se producirá una cruenta lucha, pero la política de Zapatero de ‘deshacerse’ de algunos de sus ministros para ‘reciclarlos’ como presumibles candidatos a determinadas comunidades está decomponiendo el gabinete.

El problema es que se rompe la agenda de trabajo que deriva en una falta de experiencia por parte de los nuevos dirigentes. Ahora hay que volver al principio y comenzar desde cero. La designación de un ministro de la talla de Joan Clos, en el que ha sufrido una agravante crisis en su ya ex consistorio. Por ello, parece que no va a poder cumplir con las expectativas de una macrocartera ministerial como es la de Industria. La cuestión es reorganizar a sus compañeros de partido y esperemos que no le salga el tiro por la culata.

Son algunos temas de interés. El agua, la economía o las infraestructuras van a ser vistos también con lupa, aunque, sin duda, será divertido y entretenido seguir este curso político en el que, quizá, sea el último del blando, incompetente y reiterativo líder del Partido Popular, Mariano Rajoy. Como diría aquel, aquí hay leña para todos, y estaremos atentos a seguir esta estela. Eso no es problema.

José M. Sánchez “Daze”

3 pensamientos en “‘Complicado’ curso político el que comienza

  1. Eve =) dice:

    uuuuuuuuuuuuula como estas!! gracias por tu comentario🙂 aaa lo siento por haber pasado anteriormente a robarte una pequeña noticia sin haberte pedido permiso…ni felicitarte por el maravilloso blog que formaste y acomadaste bastante bien…!!
    T cuidas mucho y una vez más me gusta mucho tu blog…😀 Un besito desde SANTA CRUZ BOLIVIA🙂
    adiossssss
    Eve😉

  2. Un perro madrileño dice:

    Lo peor del curso político que se nos avecina la vivo cada día en la calle…
    No se si es una impresión personal, pero cada vez veo más cabreado a la derecha española (repito, hablo de la calle, lo de los políticos me parece una comedia).

    Yo me considero de izquierdas, pero soy bastante crítico con algunas medidas del PSOE (I+D, Ley de violencia de género, etc.). Siempre he tenido discusiones interesantes con gente con otras posiciones políticas (liberales, anarquistas, gente de derechas…), pero ahora me es imposible hacerlo con la gente del PP… Es un discurso monolítico, sin crítica… Hablo de la gente que conozco, no de todos…

    Y eso me preocupa…

  3. Bernardo dice:

    Supongo que al escribir lo de la talla de Joan Clos has olvidado ponerle las comillas.
    Este hombre, debido a su pelo cano, llegó a recibir el apodo de “la crispeta” -la palomita, en catalán-: Blanco por fuera y hueco por dentro. Lo jodido es que este chiste no se la inventó Piqué sino que salió del PSC.
    Recemos para que no se le ocurra organizar otro Fórum.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: