El viagra de Calamaro y Fito

Hay artistas que no necesitan de elementos adicionales ni aderezos estrafalarios para convencer.E, incluso, se le perdonan cualquier exceso que pudiera cometer. Los retrasos previstos, también. Porque cuarenta minutos de espera son demasiados si al final el espectáculo defrauda. A las 22:30 horas, como un reloj, como avisaron por los altavoces a un público inquieto, hicieron aparición unas gafas de sol y una boina, en las que escondían Andrés Calamaro y Fito Cabrales cantando ‘A los ojos’ que la ensamblaron con una colorista ‘Que viene y va’. Repertorio simultaneo pero cada cual en su parcela, con sus particulares músicos incluidos, con su estilo.

La otra gran gira conjunta del año tuvo un cierto paralelismo, pues el concierto se dividió en bloques individuales intercalando minutos en los que ambos cantaban a duo y al unísono las canciones ambos. Eso sí, con a letra escrita en un atril por si la memoria jugaba alguna mala pasada.Tras un inicio excitante, el argentino cogió la batuta y, aunque dio muestras de sentirse desnudo en algunos momentos por la ausencia de su mítico teclado, aireó ademanes de folkórica, se enfundó en varias ocasiones la guitarra para acompañar sus canciones y, aunque estuvo estático durante gran parte del conciero, se dejó llevar y el ritmo´que recorría su cuerpo quedaba exteriorizado con bailes y saltos de malabarista.

Con un repertorio típicamente ‘calamarista’, para amantes del ex cantante de Los Rodríguez. Muchos temas extraídos del ecléctico ‘El salmón’, aunque no faltaron éxitos como ‘Te quiero’, ‘Loco’ o ‘Flaca’. La conexión entre Calamaro y Fito quedó perpetrada con ‘Estadio Azteca’, con una melodiosa exhibición de buenos sentimientos que vino a alzar aún más los ánimos del público de Benidorm que se quedó con un regusto especial después de escuchar ‘Canal 69’ y ‘Paloma’. Ambos atacaron sin rencor las canciones cruzadas.

Aunque su cuerpo no soporta ya los años de excesos, Calamaro estuvo brillante, con noable alto y con una tesitura adecuada, alcanzando las notas más altas sin dificultades, e improvisando melodías y modificando algunas letras. Porque esta en forma a pesar de tener unos kilos de más, pero que no necesita de ningún ‘viagra’ para emocionar como antaño. Y es que la píldora para obtener una erección tuvo su hueco también, gracias al recuerdo que tuvo el argentino hacia Serrat y Sabina, de quienes señaló que no la necesitaban porque “se la han llevado toda” cuando fueron a “comprarla en la farmacia”.

LEA EL TEXTO ÍNTEGRO

Un pensamiento en “El viagra de Calamaro y Fito

  1. […] sin vergüenzas. El amor, claro, siempre ha estado presente y la música desde todos los ángulos posibles. Y sí, todo cuanto he hecho es porque esto del periodismo me apasiona. Porque sí, porque pese a […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: