Antes y ahora

Tres años es poco tiempo para lo rápido que ha pasado y todo lo que he vivido en Madrid después de que unos locos alicantinos decidiéramos que lo dejábamos todo en Alicante para vivir un sueño, un sueño que se ha convertido en realidad y que, de momento, solo puedo presentar un balance positivo. Podría escribir líneas y líneas de todo lo acontencido.  Creo que es momento de hacer un alto en el camino y pensar en todo lo que he vivido aquí y pensar en lo que me queda por vivir todavía en esta gran ciudad.

En Madrid he crecido como periodista, he trabajado duro hasta llegar donde estoy, me he vuelto mucho más responsable, pero sigo cabreándome cuando las cosas salen mal. He seguido los pasos de los demás y, por supuesto, He aprendido mucho de mis compañeros, todos aquellos que conocí en las diferentes redacciones donde posé mis ganas de aprender y mis ilusiones.

Desde que llegué, los artículos, sesudos e hiperenlazados, han ido menguando en este blog. Ya no escribo tanto, porque quizá ya no tengo nada interesante que contar o mis preferencias han cambiado. Aunque no permanece al margen, este espacio es mi vida. Quizá en estos últimos tres años, los blogs se han hecho más profesionales, han crecido en número y han cambiado mucho pero no en su esencia, pero ahora es difícil encontrar algo verdaderamente interesante dentro de esa sobreabundancia de información.

Estuve en Valencia, en el Congreso de Nuevo Periodismo, un lugar que cambió mi vida gracias, en parte, a toda la gente encantadora que conocí en aquel foro, profesionales como la copa de un pino, que hemos seguido una sana y entretenida amistad a través de los años, pese a que somos periodistas de diferentes medios de comunicación. Mi círculo de amistades ha crecido exponencialmente. En parte, gracias a Internet. He conocido a gente estupenda y muy válida, que me han regalado su amistad desinteresadamente. Por ello, cuando se les ha necesitado, han estado ahí. Cuando les he necesitado, no lo han dudado.

Aquí he aprendido a quererme, aunque sea un poco, y a ser un poco egoísta en el sentido valorarme a mí mismo. Aunque no he dejado de ser generoso, sigo preocupándome más por los demás que por mí. En esta ciudad he salido por la noche, he disfrutado tanto por el día como recorriendo los infinitos bares y restaurantes donde he estado, he corrido alterado las escaleras del metro hasta llegar a un autobús que se marchaba, me he calado hasta los huesos circulando en moto. Aquí he tocado la guitarra en parques, incluso me he ganado unos euros en la Plaza Mayor. He hecho tantas cosas…

Sí, también aquí me he enamorado, aunque nunca encontré verdaderamente el amor, aunque me merezco encontrarlo. Y no me arrepiento de nada. He sido sincero, atento, cuidadoso, comprensivo y nada posesivo. Todo aquello que fui siempre, eso tampoco ha cambiado. Y, claro, también he llorado y me he lamentado. Pero todo pasa, y al final la resignación te escribe una carta pero tratas de alejarte de ella. Porque la resignación es aceptar lo injusta que es la vida y que nada se puede cambiar. Eso tampoco ha cambiado: soy un soñador y un luchador.

Post relacionados:

El verdadero jefe

Escolar:  “Hay que escribir para el que no sabe”

Los blogs cumplen 10 años

La jornada de un blogger

2 pensamientos en “Antes y ahora

  1. Sigue soñando, que merece la pena! Y enhorabuena, es la ilusión lo que nos alimenta y también el motor que nos permite alcanzar sueños. Un abrazo, fenómeno!

  2. Vamos arribaaaa sigue alcanzando tus metas , alegrando a cada persona incluyendome, con cada linea q leemos sobre lo q escribes . Eres una excelente persona y el ser como eres , es lo q te va a llevar al exito y a la felicidad sigue luchando por ti y por tu familia y todas aquellas personas q de verdad te quieren y valoran cada cosa q haces y mejor aun q te valoran a TI por lo eres , te mereces de la vida cosas maravillosas y se que Dios premiara a personas como tu porq vales mucho. Sigue sonriendo , recordando, adquiriendo nuevas experiencias, llorando, amando cada cosa q haces . Porq vivir el dia a dia es lo q nos hace crecer como ser humano y no pensar solo en nosotros sino tambien en los demas y ver la otra cara del mundo como es en realidad! Suerte y exitos , se te aprecia desde Venezuela !

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: